18 febrero 2014

Tarta de chuches

Tarta para mi niña
 Hoy es un día muy especial, tal día como hoy hace ya catorce años nació mi princesa.
Hoy le preparo una tarta de cumpleaños algo especial y divertida.
Una tarta de chuches, a que niño no les gustan, a la mía le encantan, por eso creo que le va ha hacer mucha ilusión, al menos eso creo.
Esta tarta es un bizcocho tradicional, coloreado en color rosa bañado en chocolate y todo alrededor relleno de chuches.
Vamos con la receta.


Ingredientes:
Tres huevos
Un yogur natural
La ralladura de un limón
Dos medidas de azúcar
Tres medidas de harina
Una de aceite de oliva
Un chorrito de anís
Colorante en gel (rosa)
Un sobre de levadura Royal
Un bote pequeño de nata
Una tableta de chocolate negro
Chuches de colores


Elaboración:
En primer lugar pondremos a calentar el horno a 180 grados arriba y abajo.
Engrasamos y enharinamos el molde y reservamos.
Cogemos los huevos y separamos la yema de la clara.
En un cuenco grande batimos las yemas, echaremos el yogur y aprovechamos el vasito para las medidas, echamos el azúcar, el aceite, la ralladura de la piel del limón y un chorrito de anís. Tamizamos la harina y la agregamos, hacemos lo mismo con la levadura.
Ahora echamos unas seis gotas de colorante rosa, supongo que la cantidad dependerá de la marca que sea, es decir que pongáis el punto de color que os guste.
Batimos las claras a punto de nieve y mezclamos, con movimientos envolventes de abajo a arriba. 
Ahora engrasaremos el molde y enharinamos, sacudiendo el exceso de harina sobrante. Vertemos la mezcla en el molde con cuidado y con la ayuda de una lengua de silicona, para rebañar bien el molde.

Metemos el molde en el horno unos veinte minutos pero el tiempo dependerá de cada horno, para saber que ya esta listo bastara con pinchar con un palillo en el centro y si sale limpio ya esta, si aún sale mojado de la masa le faltara más tiempo.

Dejar reposar unos cinco minutos dentro del horno con la puerta entre abierta, sacar del horno y dejar que se enfrié un poco y desmoldar. 
Ahora preparamos la ganache de chocolate, ponemos que eche a hervir la nata y añadimos el chocolate previamente picado, lo removemos hasta mezclarlo totalmente.
Ahora ponemos el bizcocho sobre una rejilla y vertemos por encima hasta que se cubra todo de chocolate y dejar que se enfríe un poco dentro de la nevera.
Después de unos diez minutos, lo sacamos de la nevera y lo adornamos con las chuches.
Lo volvemos a meter otros veinte minutos en la nevera para que se soldifique el chocolate con las chuches.
Solo queda probarlo, yo ya lo hice.

Espero que os guste.

Que aproveche.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Bienvenidos!
¡GRACIAS POR VISITARME!
Muchas gracias por dedicar un poco de tu tiempo y dejarme un comentario, para mi es muy importante es lo que da sentido al blog os aseguro que todos los leo todos y respondo con mucha ilusión siempre que puedo.

Si tienes alguna duda no dudes en preguntar, con mucho gusto te responderé en cuanto pueda.
Este es mi correo:
midiversionenlacocina@gmail.com